Psicología: con la facultad tomada, peligra el cuatrimestre y el pago a trabajadores

 

Con el apoyo de un grupo de docentes, una masiva asamblea de estudiantes de varias facultades encolumnados en agrupaciones de izquierda y autoconvocados decidió este mediodía continuar con la toma de la facultad de Psicología de la UNLP. La medida, que ya lleva una semana y sorprende por su dureza, genera fuertes divisiones en el seno de la comunidad académica. Mientras los trabajadores no docentes decidieron que no estaban dadas las condiciones para el desarrollo de las diferentes tareas académicas, administrativas y de mantenimiento, un grupo de docentes de la agrupación “Dialectica” participa activamente de las asambleas y de las clases en la acera del edificio y apoya la medida de fuerza. Las agrupaciones estudiantiles más distantes a la medida prefieren no exponerse ante un escenario que parece decidido de antemano.
Sin embargo, de acuerdo a diversas fuentes consultadas por este medio, las cursadas que se realizan en el marco de la medida de fuerza no serían válidas, porque el Decanato y el Consejo Directivo están obstaculizados para funcionar. Por el mismo motivo, peligra la liquidación de sueldos de todo el personal de la facultad, alrededor de 500 docentes y no-docentes. La misma situación hace que no exista en el predio ningún tipo de cobertura de seguridad y de salud para los concurrentes.
Una recorrida de la facultad en plena mañana del lunes mostraba un panorama desalentador: clases dictadas en las aceras de acceso al predio de la facultad y aulas vacías o directamente utilizadas como dormitorios.


Las autoridades se han mantenido en silencio, aunque en las últimas horas trascendió que se estaría convocando a una reunión plenaria del claustro docente y a una sesión extraordinaria del Consejo Directivo a pesar de la obstrucción. “Nuestra responsabilidad es cuidar a los chicos y a su educación. Hay muchos que en su buena fe están siendo utilizados para una estrategia nacional del PO y otros partidos de izquierda, cuando no para la interna de la facultad”, declaró una fuente que prefirió no ser mencionada.
Para los responsables de la medida de fuerza “La facultad nunca se pronunció contra el ajuste ni contra el gobierno”.
Con todo, nadie sabe a ciencia cierta cómo seguirá la situación.


Otros antecedentes.
La situación en las facultades varia día a día, con clases en los espacios públicos y cortes de calle, pero en la mayoría de los casos no se ha optado por bloquear el funcionamiento institucional. En Bellas Artes, por ejemplo, se ha optado por cortar las intersecciones de 10 entre 62 y 63 e intermitentemente Diagonal 73 y 9. En Humanidades, vecina de psicología se sostiene una toma simbólica con el decanato funcionando.
Sin embargo, el caso más resonante de los últimos días no fue en nuestra ciudad, sino en la Facultad de Psicología de la UBA donde la asamblea permanente que sostenía la toma fue sorprendida por cientos de estudiantes que votaron su levantamiento.

Comments

comments